Tres formas de evitar el sangrado de las encías

La primera pauta importante para evitar el sangrado de las encías es cuidar de nuestra alimentación. Debemos saber que los alimentos que incluyen vitamina C y calcio pueden hacer más fuertes y saludables nuestras encías, mejorando incluso a simple vista su estado. Para esto es importante consumir una dieta rica en verduras, cítricos y lácteos. Sobra decir que debemos dejar de lado cualquier alimento con un alto contenido en azúcares, ya que esto solo empeorará el estado de nuestra placa bacteriana afectando directamente a las encías.

La higiene y la limpieza diaria son básicas en el estado de nuestras encías, por eso, aunque pueda resultar muy obvio, debemos hacer hincapié una vez más en este punto y seguirlo a rajatabla. Debemos cepillar nuestros dientes después de cada comida, normalmente tres veces al día, y debemos emplear en esta actividad un mínimo de dos minutos para eliminar todas las bacterias y la placa. La falta de higiene afecta directamente a las encías y es causa fundamental de enfermedades como la gingivitis.

Debemos tener especial cuidado con los cepillos de dientes con cerdas muy duras, pues estos también pueden dañar nuestras encías. Recordamos también que el hilo dental y los colutorios únicamente ayudan a mejorar nuestra salud bucodental, evitando múltiples infecciones.

El tercer punto del que te vamos a hablar para mejorar el estado y la salud de las encías es de los nervios, el estrés y los vicios como el tabaco, letales para el bienestar de nuestra boca. Estos son agentes nocivos que lo único que hacen es inflamar nuestras encías. La ansiedad también puede producir esta inflamación y, por lo tanto, puede ser una de las causantes del sangrado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Sitio web

*