El protector bucal y su utilidad

Seguro que todos hemos visto alguna vez un protector bucal. Hablamos de un aparato que se coloca en la boca con la finalidad de protegerla de lesiones que se pueden producir durante la practica de la actividad deportiva. Se trata por tanto de un amortiguador de golpes para preservar los dientes y tejidos de la boca.

Debido a su utilidad e importancia en deportes considerados de alto riesgo, su uso se extiende tanto a niños como en adultos.

En el mercado existen diferentes tipos de protectores:

  • Estándar. Son iguales para todas las personas, de ahí que una vez comprados están totalmente listos para utilizarse. Debido a que no todos tenemos la misma boca, es difícil que encajen bien y sean cómodos, de ahí que sea preferible no usarlos.
  • Semi-Adaptables. Se basan en un material termo adaptable que se moldea con el calor en función de la boca del deportista. Sin ser la mejor opción, si son mejores que los protectores estándar.
  • Fabricados a medida. Es la opción más efectiva ya que son fabricados por el dentista de manera totalmente personalizada mediante moldes tomados al paciente. Se adaptan y ajustan de forma perfecta a la anatomía dental y maxilar.

En Clínica Dental Rodolfo Pita estamos dispuestos a darte el mejor asesoramiento para tu salud bucodental.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Sitio web

*