Diastema o el caso de los dientes separados

Tener los dientes separados es un defecto dental muy habitual en numerosas personas. Se corrige habitualmente mediante una ortodoncia que se encarga de recuperar la disposición correcta de las piezas dentales.

La mayor parte de los pacientes que nos visitan para corregir un diastema lo hacen por motivos estéticos. Sin embargo, en los últimos años, se ha convertido en tendencia la opción contraria: esto significa no sólo aceptar esta imperfección sino reivindicarla como un rasgo distintivo, por ello numerosas celebridades no lo corrigen o incluso lo han provocado.

Es el caso de Madonna, que tuvo que llevar un aparato que uniera sus dientes para interpretar un papel pero posteriormente volvió a usar ortodoncia para recuperar su sonrisa original. O el diseñador David Delfín, que provocó la separación de sus incisivos superiores que inicialmente estaban unidos.

Como expertos en salud bucodental debemos señalar y reseñar la gravedad de las consecuencias de este defecto. La distancia entre las piezas dentales solo se traduce en una mayor probabilidad de que aparezcan caries o acumulaciones de sarro. Además, una mordedura irregular puede causar problemas para masticar ciertos alimentos.

Si este no es tu caso, quieres corregirlo y necesitas una consulta, puedes visitarnos en la calle Alameda, 30 en A Coruña. Nuestros expertos te asesorarán sobre este u otros problemas relacionados con la salud de la boca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Sitio web

*